> Sin inversión en equipos estéticos.

> Sin gastos fijos mensuales. Pago por uso, adquiere tu bono cuándo tengas programada una sesión.

> Sin aparatología obsoleta en tu centro.
Tecnología estética de última generación.

> Sin compromiso de permanencia. Puedes renunciar al equipo cuándo quieras sin ninguna penalización

 

Con el sistema BonoEstética, olvídate de adquirir costosos equipos o de tener un gasto fijo mensual de alquiler.

El propio equipo incorpora una aplicación en la que se introduce un número de bono y automáticamente se activa para su uso.
Así solo pagas cuándo lo utilizas